Universilibros
Mi Carro ( libros)
Total: 0

Hay en tu carro

Carro Vacío

Libro de los viajes o de las presencias

Precio de venta con descuento
10%
Descuento
Antes:
COP
$ 50.000
Ahora:
COP
$ 45.000
DescuentoCOP $ -5.000
Precio / kg:
Envío Gratis
*Para compras superiores a $149.900. Sólo Colombia
Editorial:
Isbn:
978-958-720-549-7
Formato:
/
Libro
Terminado:
Tapa Dura
Año:
2019
Páginas:
385
Tamaño:
12 x 20 cm.
Peso:
0.3600 Kg.
Edición:
Cuarta 2018
Reimpresión:
Primera 2019
Libro
Temas:
/
Filosofía
Ensayos filosoficos.
Detalles Adicionales
Autor(es)
Reseña
Autor Fernando González Ochoa
Fernando González Ochoa

Fernando González Ochoa (Envigado, Colombia, 24 de abril de 1895 - Ib., 16 de febrero de 1964) fue un escritor, filósofo, diplomático y abogado nacido en Colombia, conocido también como El Brujo de Otraparte. De obra prolífica, hacía uso de originales estilos literarios que lo llevaron a elaborar tratados de sociología, historia, arte, moral, economía, epistemología y teología, entre otros temas. Ha sido considerado 'uno de los más vitales, polémicos y controvertidos escritores de su época' (siglo XX) y su influencia no sólo fue sentida en su tiempo.

 

La obra de González fue decisiva en el nacimiento del movimiento nadaista fundado por uno de sus discípulos, el escritor antioqueño Gonzalo Arango. A su vez, González recibió influencia de escritores como Tomás Carrasquilla (m. 1940), por el cual profesaba un gran afecto, y de filósofos como Nietzsche, Platón, Spinoza, Schopenhauer, y en menor medida del existencialista Jean-Paul Sartre. 

Ver todos los titulos de este autor

En atención a la singularidad de este libro, con sus múltiples y dispares divisiones, con la intensidad variable de sus énfasis, su edición se apartó de los ideales de unificación y le permitió, en gran medida, respirar a su aire, conservando incluso sus aparentes contradicciones.

 

El Libro de los viajes o de las presencias es una obra de madurez y de maduración. En él se recoge el proceso filosófico y espiritual del autor durante un largo período de crisis vital que lo sumió en el silencio y en la soledad durante casi veinte años. Para entender a cabalidad la obra hay que tener en cuenta esta dura etapa de Fernando González.